1
Oct 2017
«Roda lAlbufera» es una iniciativa que la Fundació Assut y el Museu Comarcal de lHorta Sud, con el apoyo de Gracomsa Alimentaria, pretenden repetir cada año al menos una vez. Una excursión de un día con la que poner de manifiesto las implicaciones ambientales y patrimoniales de LAlbufera y reivindicar la atención que merece este humedal como uno de los más importantes de la Europa mediterránea.

La Fundació Assut y el Museu Comarcal de l’Horta Sud han organizado con el apoyo de Gracomsa Alimentaria la primera edición de «Roda l’Albufera», una excursión de descubrimiento y sensibilización que recorrerá en bici y en barca buena parte de este parque natural y que trata de llamar la atención sobre los valores culturales que han resultado de una larga tradición de usos humanos en el humedal.

El itinerario, que en esta ocasión se iniciará y concluirá en el Port de Catarroja, atravesará el marjal de poniente en época de la siega del arroz, cultivo cuyas implicaciones ambientales son vitales para L’Albufera. En un recorrido de unos 25 kilómetros, los participantes llegarán en bici al Portet de Sollana después de visitar algunos edificios y lugares señeros del marjal, como la Casa del Figuero (Silla) y el Tancat de Mília (Sollana). Tras la comida, ya por la tarde, embarcarán en dirección al Tancat de la Pipa, desde donde regresarán en bici hasta el punto de partida.

Con esta jornada, sus organizadores quieren destacar la importancia que tiene la participación activa de la sociedad civil en la conservación de los valores naturales y culturales de este paisaje único, llamar la atención sobre la necesidad de actuar para la recuperación definitiva de la calidad ecológica del humedal y emprender medidas que garanticen la sostenibilidad del aprovechamiento de los recursos de L’Albufera. Junto a la Fundació Assut, el Museu Comarcal de l’Horta Sud y Gracomsa Alimentaria, en la actividad colaboran organizaciones como Acció Ecologista-Agró, SEO/BirdLife y València en Bici, empresas como Pavagua Ambiental y Acuamed, y administraciones como la Generalitat Valenciana, a través de la Conselleria de Educación, Investigación, Cultura y Deporte, y los ayuntamientos de Sollana, Silla y Catarroja.